The Financial Times, portavoz del caduco neoliberalismo global, con tal de defender sus intereses plutocráticos amarra navajas entre Rusia y China por el control de la creativa Ruta de la Seda Polar (https://goo.gl/HGB1C1), mientras el muy bien informado portal ruso Sputnik devela la coordinación entre Moscú y Pekín.

Una manera rápida de aniquilar el sector agropecuario en Latinoamérica es firmar un Tratado de Libre Comercio (TLC). Casos como el colombiano, peruano o mexicano lo demuestran pero eso no lo dirán los políticos, empresarios y medios privados.

Convengamos que la Constitución y las leyes que de ella derivan son creadas para proteger y promover a sus nacionales, y nunca para desfavorecerlos o restarles derechos frente a los extranjeros.

En varios artículos alertamos sobre el peligro que representaba la preparación de una Ley Terminator de Promoción y Protección de Inversiones en el seno de la Asamblea Nacional Constituyente.

Vladimir Putin aterrizaba el 1 de noviembre en Teherán para ultimar con el presidente Rohani los detalles del mega proyecto “Corredor de Transporte Internacional Norte-Sur” (NSTC, en sus siglas en inglés). La ambiciosa iniciativa dirigida por Rusia, Irán e India que se gestó en el año 2000, revolucionará el transporte mundial de mercancías, uniendo los mercados del sur de Asia con Europa a través de Irán y Rusia, conectando el Mar Caspio con el Océano Indico.

Frases

“Al imperio no hay que subestimarlo, pero tampoco hay que temerle. Quien pretenda llevar adelante un proyecto de transformación, inevitablemente chocará con el imperio norteamericano”

Hugo Rafael Chávez Frías

Correos del Sur Nº56