Hosting Venezuela - Hosting - Certificado SSL

El Caribe anglófono, las luchas, la resistencia y la justicia restaurativa para los pueblos afrodescendientes

En 1834, después de 225 años de rebelión implacable por parte de nuestros ancestros esclavizados, se abolió la esclavitud en todo el Imperio Británico: y la metodología ideada por el Gobierno británico para la abolición de la esclavitud fue calcular el valor del trabajo o el capital de la población existente de seres humanos africanos esclavizados, supuestamente “poseídos” por los amos de esclavos británicos, y para compensar no a nuestros ancestros esclavizados, ¡sino a los amos de esclavos por su pérdida de propiedad!.

El valor de esa generación de africanos esclavizados se calculó en £ 47 millones de libras esterlinas y se pagó de la siguiente manera: – £ 20 millones de libras esterlinas  en un pago en efectivo a los “amos de esclavos” y £ 27 millones de libras esterlinas en mano de obra gratuita que nuestros ancestros supuestamente liberados fueron obligados a dar a sus supuestos antiguos esclavizadores durante un período de “aprendizaje” de 6 años.

¡Ahora, ese pago en 1834 de £ 47 millones de libras esterlinas fue el equivalente de £ 178!6 mil millones de libras esterlinas en los valores monetarios de hoy!

De hecho, la suma de dinero era tan grande, alrededor del 40 por ciento del presupuesto anual del gobierno británico, que dicho gobierno tomó prestado el dinero y emitió bonos del gobierno para pagar la “compensación” que extendieron a los amos  de esclavos. ¿Creería usted que los últimos pagos realizados por el Gobierno británico sobre los bonos de compensación de esos esclavos se hicieron en el año 2015, hace apenas cinco años?

¡Tanto por su argumento que el reclamo de Reparaciones es una cuestión de historia antigua!

¡Y esa valoración de £ 178,6 mil millones de libras esterlinas fue para una generación de africanos esclavizados! ¡No tenía nada que ver con las múltiples generaciones de africanos esclavizados que trabajaban hasta la muerte en las plantaciones del Caribe!

Además, esa valoración de £ 178.6 mil millones de libras esterlinas no tuvo nada que ver con los 225 años de latigazos, mutilaciones, castraciones, quemaduras, decapitaciones, hambre, violaciones, marcas con hierros calientes, colgaduras, y rompiendo el volante, o con los horrores de El Pasaje Medio. (De hecho, todos debemos ser conscientes del hecho de que los primeros campos de concentración del mundo no fueron en la Alemania nazi de 1930. Más bien, fueron la creación de los británicos y se ubicaron en colonias de esclavos británicos de mediados del siglo XVII como Barbados y Jamaica. La plantación de esclavos de mediados del siglo XVII fue el primer campo de concentración, un lugar de terrorismo totalitario extremo y comprimido.

También se debe tener en cuenta que £ 178.6 mil millones de libras esterlinas no tuvo nada que ver con la destrucción causada en el continente de África: ¡la destrucción de ciudades, pueblos y reinos, los secuestros masivos, el desplazamiento de millones de personas, la plaga de enfermedades europeas, la destrucción de las personas y el ganado, la despoblación de África, la interrupción del proceso de desarrollo histórico y la trayectoria de África!

Tampoco esos £ 178.6 mil millones de libras esterlinas tienen nada que ver con el “enriquecimiento injusto” del que se beneficiaron Gran Bretaña y Europa: el desarrollo de la civilización industrial masivamente rica de Europa a expensas del saqueo y el subdesarrollo de África y de los hijos e hijas de África en el Caribe y las Américas; el desarrollo de la industria naviera europea, la construcción naval, la fabricación y la industria de procesamiento agrícola; el desarrollo de infraestructura en forma de puertos, muelles, canales, obras de ingeniería pesada y grandes ciudades; el desarrollo de la banca y los seguros, y de una multiplicidad de fortunas familiares y empresariales que financiaron y dotaron a una multiplicidad de instituciones, incluidas las universidades.

En este contexto, por lo tanto, en julio de 2013, los 15 Jefes de Gobierno de la Comunidad del Caribe (Caricom) tomaron una decisión histórica de lanzar un Reclamo de Reparaciones contra los Gobiernos de los Estados europeos pertinentes por:

  1. El genocidio perpetrado contra los 15 millones de indígenas del Caribe; y
  2. la multiplicidad de “Delitos contra la Humanidad” que se cometieron contra los esclavos negros o africanos del

Después de tomar esta decisión en una Conferencia de Jefes de Gobierno de Caricom para embarcarse en una Campaña de Reparaciones, los Jefes de Gobierno del Caribe comenzaron la tarea de establecer una estructura institucional para llevar a cabo la Campaña. La infraestructura que han establecido hasta la fecha es la siguiente:

Comités Nacionales de Reparaciones:

El gobierno de cada estado miembro de Caricom ha establecido un Comité Nacional de Reparaciones, encargado de la misión de llevar adelante el esfuerzo de Reparaciones a nivel nacional.

Comisión de Reparaciones de Caricom:

Los presidentes de cada Comité Nacional se reúnen como miembros de una Comisión de Reparaciones de Caricom a nivel regional que tiene la responsabilidad principal de conceptualizar, construir y guiar la Campaña de Reparaciones de Caricom. El presidente de la Comisión de Reparaciones de Caricom es el historiador y educador internacionalmente aclamado, Señor Hilary Beckles.

Centro de Investigación de Reparaciones Caricom:

La Comisión de Reparaciones de Caricom es asistida en su trabajo por un Centro de Investigación de Reparaciones de Caricom que se ha establecido en el campus de Jamaica de la Universidad de las Indias Occidentales (UWI).

Subcomité de Reparaciones de Primeros Ministros:

La Comisión de Reparaciones de Caricom informa y recibe orientación política de un Subcomité de Reparaciones de seis Primeros Ministros, presidido por el Primer Ministro de Barbados, y que incluye a los Primeros Ministros o Presidentes de San Vicente y las Granadinas, Guyana, Haití, Surinam y el Primer Ministro que es el actual presidente de Caricom.

Sobra decir, que la Campaña de Reparaciones de Caricom se ha desarrollado significativamente desde su lanzamiento en julio de 2013.

A principios de 2014, la Comisión de Reparaciones de Caricom había diseñado un Programa de Justicia Reparadora de Caricom centrado en un Plan de diez puntos de reparaciones de Caricom que consiste en:

  1. Una disculpa formal de los gobiernos de las naciones europeas relevantes
  2. Un programa voluntario de repatriación para aquellas diásporas que estén interesadas en regresar físicamente al continente
  3. Un programa de desarrollo de pueblos indígenas
  4. Un programa para establecer instituciones culturales relevantes y necesarias en el Caribe
  5. Un programa para enfrentar la crisis de salud pública en el Caribe
  6. Un programa de desarrollo educativo en el Caribe
  7. Un programa de conocimiento africano para personas del componente caribeño de la diáspora africana
  8. Un esfuerzo sistemático en la rehabilitación psicológica y la curación de los traumas de los siglos de genocidio y
  9. Un programa de transferencia de tecnología.
  10. Un proceso de cancelación de deuda de las deudas nacionales de los Estados miembros de Caricom

Y posteriormente, en octubre de 2017, la Comisión de Reparaciones de Caricom agregó las siguientes tres demandas adicionales:

  1. El establecimiento de un “Fondo de Sostenibilidad del Caribe” – para ser financiado por las naciones / gobiernos europeos relevantes
  2. El traslado de lugares de celebración pública, monumentos y estatuas de personalidades históricas implicadas en el delito de
  3. Ese 12 de octubre -el día en que Cristóbal Colón desembarcó en el Caribe en el año 1492 y comenzó el Holocausto africano- se lo denominará “Día del Holocausto en el Caribe”)

Además, en enero de 2016, la Cumbre de la Comunidad de Estados de América Latina y el Caribe (Celac) aprobó una moción que respalda el reclamo de reparación de Caricom. El reclamo de reparación de Caricom también fue respaldado posteriormente por la Cumbre de la Asociación de Estados del Caribe.

Y en mayo de 2018, el Gobierno de Venezuela celebró una Conferencia Internacional sobre Reparaciones en Caracas y respaldó la iniciativa de

Reparaciones de Caricom; estableció una Comisión de Reparación Afrovenezolana; y se comprometió a establecer un Centro de Investigación de Reparaciones.

Desde entonces, ha habido una serie de “acuerdos de reparación” a nivel de la sociedad civil. Por ejemplo:

  1. En agosto de 2019, la Universidad de Glasgow en Escocia admitió su complicidad en la esclavitud africana y firmó un acuerdo con la Universidad de las Indias Occidentales (UWI) para proporcionar a UWI, 20 millones de libras en fondos para programas educativos y de investigación; y
  2. En octubre de 2019, el Seminario Teológico de Princeton de EE. UU. Admitió su implicación en la esclavitud africana y ofreció un paquete de reparaciones a la comunidad estudiantil afroamericana de $ 27

Sin embargo, estos tipos de acuerdos de reparación de la sociedad civil son meros acuerdos subsidiarios que están ayudando a establecer el principio de legitimidad de las reparaciones, y que están ayudando a crear un “impulso irresistible” hacia el acuerdo de reparaciones sustantivo que debe tener lugar en el GOBIERNO nivel: entre los gobiernos del Caribe (y otras regiones del antiguo mundo colonial que experimentaron la esclavitud africana) y los gobiernos pertinentes de Europa y América del Norte.

En lo que respecta a la Comunidad del Caribe, nuestro objetivo final debe ser alcanzar la etapa en que:

  1. El liderazgo político de Caricom se sienta alrededor de una mesa de negociación con el liderazgo político de las naciones europeas relevantes y, de buena fe, negocia nuestro reclamo de reparaciones; o
  2. Sobre la base de las resoluciones de las Naciones Unidas respaldadas por la gran mayoría de la Comunidad Internacional, la ONU establece un Tribunal Internacional especial específicamente diseñado para tratar nuestro Reclamo de Reparaciones en toda su complejidad y

Tal “Cálculo de reparaciones” definitivo y decisivo no puede ser tarea de ninguna organización de la Sociedad Civil o de la Comisión de Reparaciones de Caricom. Más bien tiene que ser tarea de nuestros gobiernos, operar al más alto nivel del sistema internacional y utilizar todos los recursos disponibles para ellos: nuestros Procuradores Generales y Ministerios de Asuntos Jurídicos, el trabajo de la Comisión de Reparaciones de Caricom, las reparaciones de Caricom Centro de Investigación y su equipo de abogados, y el trabajo de los Comités Nacionales de Reparaciones.

Sin embargo, sería aconsejable que la Comunidad del Caribe buscara a todos sus aliados naturales, ya que busca llevar adelante esta lucha monumental, aliados en forma de naciones progresistas y gobiernos de África, América Latina y Asia. Nuestro esfuerzo inicial debería ser organizar y consolidar una Campaña de Reparaciones mundial, y desarrollar dicha Campaña de Reparaciones en una “causa internacional célebre” similar en tamaño, poder y alcance al Movimiento contra el Apartheid de los años setenta y ochenta.

Por lo tanto, me gustaría concluir afirmando que a medida que llegamos al punto medio del Decenio Internacional de las Naciones Unidas para las personas de ascendencia africana, deberíamos decidir utilizar el resto del Decenio para organizar una Campaña de reparaciones mundial.

 

David Comissiong

Embajador de Barbados ante Caricom y la Asociación de Estados del Caribe

 

_____

Fuente: MPPRE

Frases

 

“Tenemos que unirnos porque el mundo lo acelera todo y sino aceleramos nuestra unidad, ese mundo se viene contra nosotros”

Hugo Chávez
 
 

ATLAS HISTÓRICO DE AMÉRICA LATINA Y EL CARIBE

 

Correos del Sur Nº122

 

Descargar

 

Cuadernos para la Emancipación

 

Descargar