Lucía Topolansky se convirtió hoy en la primera mujer de Uruguay en asumir la vicepresidencia del país, tras recibir el voto unánime de la Asamblea General Legislativa (parlamento), integrada por senadores y diputados.

En una breve reunión, en la que no se vertieron opiniones de tipo político, como fue acordado previamente por las bancadas parlamentarias, los 123 legisladores presentes aprobaron la renuncia presentada el pasado sábado por Raúl Sendic ante el Plenario Nacional del Frente Amplio.

El exvicemandatario adoptó la decisión después del pronunciamiento del Tribunal de Conducta Política de la coalición de izquierda, en cuyo fallo utilizó términos como malversación y uso indebido de fondos públicos, los cuales fueron rechazados por el titular.

Luego de la votación Topolansky asumió sin protocolo su investidura, que incluye también la presidencia de la Asamblea General, y fue aprobado el viaje de cuatro días del jefe de Estado Tabaré Vázquez a Nueva York para asistir a la Asamblea General de las Naciones Unidas a partir del venidero sábado.

El director general de Secretaría del Ministerio del Interior, Charles Carrera, pasó a ocupar el puesto dejado en el Senado por la flamante vicemandataria.

Lucía, quien cumplirá 73 años el 25 de septiembre, ocupó el cargo luego de resultar la segunda candidata más votada del partido con mayores votos (Movimiento de Participación Popular-MPP), en las elecciones generales de 2014.

De acuerdo con la Constitución uruguaya, los cargos le corresponderían a su esposo José Mujica, pero está inhabilitado legalmente por haber ejercido la presidencia en el período anterior (2010-2015).

Con vasta experiencia política y de lucha, Topolansky ingresó en 1967 al grupo guerrillero Movimiento de Liberación Nacional-Tupamaros (MLN-T), fue perseguida, apresada por la policía y enviada a la cárcel en 1970 por sus actividades sediciosas.

Tras pocos meses de encierro logró fugarse junto a otras compañeras y en 1972 fue capturada nuevamente y mandada a prisión, donde sufrió torturas físicas y sicológicas como prisionera política.

Para Vázquez, la asunción a la vicepresidencia de la República de Lucía ’será un refuerzo fundamental e importantísimo para la gestión de gobierno’.

En una conferencia de prensa el lunes, el mandatario dijo halagarle la posibilidad de trabajar juntos, ’por su experiencia en la vida política del país’ y la consideró una ’militante de primera línea’ y profunda conocedora del sistema político y de la realidad de su país.

Fuente: Prensa Latina

Frases


"Nunca pensé que poner un plato de comida en la mesa de un pobre generaría tanto odio de una élite que se harta de tirar comida a la basura todos los dias"

Lula Da Silva

Correos del Sur Nº46