Este 22 y 23 de junio se reunirán en Viena, Austria, los 14 integrantes de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (Opep) y 11 productores independientes para evaluar el desarrollo del acuerdo que firmaron a finales de 2016 para reducir la producción de crudo en 1,758 millones de barriles diarios (MBD).

Este acuerdo, denominado Opep +, compromete a la Opep a sacar del mercado 1,2 MBD y a Azerbaiyán, Bahréin, Brunéi, Guinea Ecuatorial, Kazajistán, Malasia, México, Omán, Rusia, Sudán y Sudán del Sur un total de 558.000 barriles, como medida para estimular el alza de los precios petroleros, que desde 2014 experimentaron una merma mayor al 60%.

Estos países producen más del 50% del petróleo que se consume en el mundo, por lo que las decisiones que se tomen en la reunión tendrán un gran impacto internacional, y en especial en la cotización de los hidrocarburos.

Precios más altos

El acuerdo Opep + —que entró en vigencia el 1º de enero de 2017— ha contribuido a combatir la sobreproducción de crudo e impulsar el precio del petróleo en un rango de 70 dólares por barril, una cotización superior a los 30 dólares por tonel que marcaron los indicadores petroleros en el primer trimestre de 2016, y que representa el precio más bajo registrado en los últimos 14 años.

El acuerdo global, cuyo cumplimiento y prórroga será objeto de debate este viernes en Viena, ha contribuido a que la cesta Opep se encuentre en la actualidad por encima de los 73 dólares, lo que supone un incremento de 33 dólares (45%) en comparación con los 40,6 dólares que promedió en 2016.

En el caso del crudo Brent, de referencia en Europa, también se ha observado un alza superior a los 30 dólares, tras pasar de 44,98 en 2016 a 76.

Lo mismo ocurrió con el West Texas Intermediate (WTI) de Estados Unidos, cuyo promedio de 43,3 dólares en 2016 escaló a 66 dólares en el transcurso de junio de este año.

Este recorte ha sido una de las herramientas utilizadas por los principales productores de crudo para frenar el alza de los inventarios, que se han visto saturados en los últimos tres años por la sobreproducción de lutitas por parte de Estados Unidos.

El pacto que vencía en junio de 2017 ha sido extendido en dos ocasiones. En la reunión efectuada en diciembre del año pasado, los países del acuerdo Opep + decidieron prolongar la validez del recorte de producción hasta finales de este año.

Sin embargo, Rusia y Arabia Saudita, los dos mayores exportadores de crudo del mundo, anunciaron que solicitarán al Comité de Monitoreo del acuerdo incrementar la producción de crudo a partir de julio.

Esta propuesta cuenta con la negativa de Irak e Irán, país que se encuentra bajo la sombra de amenazas y sanciones económicas por parte del gobierno de Estados Unidos.

El pasado 8 de mayo, el presidente de Estados Unidos (EEUU), Donald Trump, anunció la salida de su país del Plan Integral de Acción Conjunta o convenio nuclear firmado en 2015 por Irán y Rusia, Reino Unido, China, Francia, Alemania y la propia nación estadounidense.

"Si Arabia Saudita y Rusia quieren aumentar la producción, esta medida requiere unanimidad", expresó el representante de Irán ante la Opep, Hossein Kazempour Ardebili.

 

        

Fuente: AVN

Frases

"Cuando un pueblo despierta, se llena de coraje y decide ser libre, jamás podrá ser derrocado"

Hugo Chávez Frias

Correos del Sur Nº76

 

Descargar

 

 Cuadernos para la Emancipación

Número Especial  1. Junio 2018.

 

Descargar